lunes, 28 de diciembre de 2009

El plástico ecológico está cada vez mas cerca

Un equipo de científicos de la Universidad KAIST en Seúl ha logrado producir polímeros a través de la bioingeniería, en lugar de utilizar combustibles fósiles.

Los polímeros son macrocélulas orgánicas a partir de las que se fabrican los plásticos de uso común, como botellas o bolsas de supermercado. Según afirman su creadores, esta nueva técnica permitirá la producción de plásticos biodegradables y de baja toxicidad.

El poliéster y otros polímeros que se utilizan todos los días derivan en su mayoría de combustibles fósiles producidos en una refinería a través de procesos químicos. Ahora, La idea de producir polímeros a partir de biomasa renovable ha atraído gran atención por las crecientes preocupaciones sobre el clima.

Según sus creadores, este producto es biodegradable y de baja toxicidad supone una buena alternativa a plásticos basados en petróleo. Hasta ahora se venía produciendo en un costoso proceso de fermentación y polimerización química.

Este producto lo consiguieron modificacando metabólicamente de la bacteria Escherichia coli, una de las bacterias mas estudiadas en el mundo.

Esta es una alternativa mas, en conjunto al bioplástico, el cual es creado a partir de sustancias vegetales y que tiene la ventaja de ser biodegradable, siendo una alternativa sustentable al plástico derivado decombustibles fósiles.


miércoles, 23 de diciembre de 2009

Irlandeses Inventan Vibrador Ecológico que Respeta el Medio Ambiente

Una empresa irlandesa ha creado un “vibrador ecológico” que no usa pilas, a diferencia de otros juguetes eróticos (esta industria mundial alcanza un volumen de más de 14 millones de dólares).

Los fundadores de Canden Enterprises, Chris y Janice O’Connor, desarrollaron el nuevo vibrador “sostenible” que se recarga mediante una manivela plegable que se encuentra en la base del juguete.

Tras cuatro minutos de girarla, el vibrador está preparado para ser usado durante 30 minutos.

El “Ángel terrestre”, como han llamado al producto, salió a la venta en abril y ya ha vendido mil ejemplares a 100 dólares. Ha sido fabricado con materiales reciclables, lo cual lo hace aún más respetuoso del medio ambiente.

viernes, 18 de diciembre de 2009

Decepcionante Cumbre de Copenhague

Estados Unidos, China y otros gigantes en desarrollo como China, India y Brasil cerraron este viernes por la noche un acuerdo raquítico para salvar la cara en la Cumbre del Clima de Copenhague. Tras acordarlo a puerta cerrada, Obama comunicó el acuerdo a la UE, que lo aceptó.

El texto, de tres folios, ni incluye cifras de reducción de emisiones -todos los países se comprometen a presentarlas el 1 de febrero de 2010- y no incluye el concepto "verificación" de emisiones, que tanto molestaba a China. En su lugar, la transparencia que era clave queda como que habrá un sistema "internacional de análisis y consultas" que queda por definir.

Tan vago era el resultado de una cumbre tan grande y con tantas expectativas que los presidentes que gestaron el acuerdo salieron cada uno por una puerta sin hacerse la foto de familia.

Con el pacto, los gigantes pretendieron salvar un trámite. 24 horas de negociaciones con jefes de Estado y Gobierno no dieron para más. Y como nadie quería aparecer como el que rompió el acuerdo, los negociadores optaron por ir rebajándolo hasta cerca del suelo.

El texto sí mantiene el objetivo de que la temperatura no suba más de dos grados centígrados para evitar "una interferencia peligrosa" con el clima. Pero sólo dice que las emisiones deberán tocar techo "lo antes posible" -al principio de la cumbre el objetivo era fijarlo en 2020- y no fija objetivos para 2050.

El embajador brasileño de cambio climático, Sergio Serra, explicó que el acuerdo se cocinó en una reunión convocada a media tarde por el primer ministro chino Wen Jiabao. Primero acudieron Lula y los presidentes de India y Sudáfrica, los cuatro grandes emergentes y una hora después apareció Obama. Una vez acordado, el presidente de EEUU fue "a comunicárselo a los europeos", según Serra.

"Ningún país está del todo satisfecho pero es un paso significativo e histórico", dijo un portavoz de la Casa Blanca. El acuerdo "no es suficiente para combatir la amenaza del cambio climático pero es un importante primer paso".

lunes, 14 de diciembre de 2009

Millones de hectareas listas para reforestar

Según la Asociación Global sobre Restauración Forestal (GPFLR), existen millones de hectáreas de bosques con potencial para la restauración. Mediante la ultilización de imágenes satelitales, han identificado una serie de zonas en todo el mundo que, en conjunto, tendría una superficie más grande que Canadá.

Cifras anteriores a este estudio estimaban en 850 millones de hectáreas. Actualmente los científicos han producido un mapa mundial de áreas debosques antiguos y tierras forestales actualmente degradadas, con una extensión muy superior a las estimaciones anteriores.

En total estas superficies ocupan alrededor del 6% de la superficie total del planeta y su restauración se podría lograr sin perjudicar otros usos de la tierra vitales, como la agricultura.

La GPFLR, pensando en las comunidades locales, especialmente en las indígenas, manifiesta que ahora trabajará con los distintos países siguiendo esta filosofía de respeto hacia ellos en la restauración debosques.

El análisis del equipo investigador indica que en 2030 la restauración de tierras forestales degradadas podría doblar la contribución a la reducción de gases de efecto invernadero que podría esperarse de evitar la deforestación.

Los autores de la publicación han anunciado que trabajará con los países durante el próximo año para aclarar y afinar estas cifras país por país.

viernes, 11 de diciembre de 2009

Al final de siglo la temperatura de la Tierra aumentara 4 grados mas

Un aumento de 4 grados en promedio en la temperatura del planeta, antes de 2100, es algo "muy probable", lo que causaría fenómenos como la reducción de la Amazonia, inundaciones en Asia, incendios en Australia y éxodo de millones de personas, estiman los expertos.

Según los trabajos del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) la temperatura promedio de la Tierra podría subir de +1,1 a 6,4º C de aquí a 2100, con un valor medio "comprendido con más seguridad" entre +1,8 y +4ºC.

"Cuatro grados no es una proyección apocalíptica, es una proyección hacia un mundo muy probable si no hacemos nada", resume, lacónico, el climatólogo francés Hervé Le Treut.

Este tope, que en el peor de los casos podría ser alcanzado a partir de 2060 según un reciente estudio del Hadley Center británico, es objeto de una creciente atención: un centenar de científicos se reunieron por primera vez a fines de septiembre en Oxford para tratar el tema.

Sus trabajos recuerdan que esta temperatura promedio disimula gigantescas variaciones regionales, con una subida del termómetro que puede ir hasta +15 grados en el Artico y una disminución de 20% en las precipitaciones anuales en numerosas regiones del mundo.

El impacto en la agricultura del Africa subsahariana sería "espantoso", estima Philip Thornton, del Instituto Internacional de Investigación sobre el Ganado (ILRI), cuyo estudio prevé por ejemplo una baja de los rendimientos de 50% de aquí a 2090 en Africa del Este para ciertos cultivos.

En China e India, que son los dos principales productores mundiales de arroz, los cambios profundos de los monzones podrían provocar una sucesión rápida de temporadas sumamente secas y sumamente húmedas, causando trastornos agrícolas mayores.

¿Qué impacto tendría sobre los ecosistemas y la biodiversidad, tejido viviente del planeta?. "Sería el caos", estima el economista indio Pavan Sukhdev.

"Un cambio completo en la manera de vivir y sobrevivir de las especies", explica a la AFP, mencionando la muerte pura y simple de los arrecifes coralinos "de los cuales dependen para comer y ganarse la vida 500 millones de personas en el mundo".

Con cuatro grados más la subida de las aguas podría, según numerosos estudios, sobrepasar un metro antes de que termine el siglo. Combinada con las cuestiones de inseguridad alimentaria, reducción de acceso al agua dulce y la degradación de los suelos, esta alza significativa del nivel de los océanos arrastraría inevitablemente desplazamientos masivos de poblaciones.

"Centenares de millones de personas se verían obligadas a desplazarse", explica François Gemmene, del Instituto de Desarrollo Sostenible y Relaciones Internacionales.

Ante estas alarmantes predicciones, los científicos recuerdan al unísono que esta hipótesis sombría puede ser evitada aún, pero que se debe actuar muy rápido con un objetivo primordial: dividir por dos las emisiones mundiales de gas con efecto de invernadero antes de 2050.


lunes, 7 de diciembre de 2009

El Mundial Sudáfrica 2010 generará 1,6 millones de toneladas de CO2

Más de la mitad de los 32 países clasificados para el Mundial de Sudáfrica 2010 se han comprometido a dar una compensación por las emisiones de los aviones en que sus equipos arribarán y abandonarán Sudáfrica, dijo el lunes Naciones Unidas.

“Hemos trabajado en esto durante las últimas semanas”, dijo el jefe del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, (UNEP, por su sigla en inglés), Achim Steiner, en una rueda de prensa el lunes en el marco de la conferencia sobre el clima de Copenhague.

Los viajes de equipos e hinchas corresponderán a más del 80% de las emisiones de gases efecto invernadero del Mundial Sudáfrica 2010, dijeron el UNEP y la organización independiente Global Environment Facility.

“Somos un destino que se ubica a una larga distancia. Más del 90% de quienes viajen a Sudáfrica tendrá que usar aviones”, dijo Dorah Nteo, del departamento de Medio Ambiente de Sudáfrica.

Los deshechos de carbono de los viajes de equipos e hinchas ascenderán a 1,62 millones de toneladas de equivalente al CO2 y costarán 32,5 millones de dólares en ser compensados, de acuerdo a estimados preliminares del UNEP. Los de los equipos corresponderán a un estimado de 13.000 toneladas.

Serbia, Uruguay y Corea del Sur han aceptado compensar los viajes de sus equipos mientras que Argentina, Brasil, Camerún, Chile, Costa del Marfil, Inglaterra, Grecia, Italia, Japón, Holanda, Nueva Zelanda, Nigeria, Estados Unidos, Sudáfrica, Australia y México dijeron que apoyaban la idea y estaban buscando la forma de implementarla, informó el UNEP.

Contribuir a proyectos de desarrollo medioambiental sería una forma de compensar, indicó el UNEP.

Steiner dijo que esperaba que los espectadores también compensaran sus deshechos de carbono. “Mi llamado a los hinchas que viajen a Sudáfrica es: conviértanse en parte de la solución, entonces no serán parte del problema”.

Naciones Unidas dice que las emisiones de gases efecto invernadero provenientes de la industria y la deforestación provocarán desertificación, deslaves, ciclones más poderosos, aumento en los niveles del mar y extinción de especies.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails